Logo-zansuzi

Delineador negro, un clásico que sigue de moda

El delineador o eyeliner, ha sido uno de los looks que ha perdurado en el tiempo: es sexy, clásico, elegante y tiene el gran poder de abrir la mirada.

En cuanto a delineadores negros hay para todos los gustos y estilos:

  • En lápiz: Es el clásico y el más fácil de usar, especialmente si eres principiante en el mundo del delineado, pues te ayudará a hacer líneas más fluidas. Si lo difuminas, podrás lograr un look ahumado muy dramático.
  • Líquidos: Son los que requieren de mayor precisión y un buen pulso, pues se tienen que hacer en un solo trazo. El resultado es impactante, y puedes lograr looks súper sexys. Tendrás que esperar un poco para abrir los ojos, pues podrías mancharte el párpado si lo haces antes.
  • Plumón: Si te encanta cómo se ven los líquidos, esta versión te encantará, pues es como un lápiz con el acabado de los delineadores líquidos. Es más fino y preciso por la punta dura, solo tienes que cuidar la presión, para que tus ojos no queden diferentes.

Tus ojos pueden verse más grandes y alargados con solo unas líneas. Y si lo haces de otros colores o de tonos metálicos, neones o con glitter, tu look será mucho más creativo y arriesgado.

 

Fuentes: 1) Elle, Eyeliner básico para abrir los ojos. Revista Elle, México, 2015. 2) Glamour, Tipos de delineadores. Revista Glamour, México, 2012.